Ron Ridenour
RONRIDENOUR.COM


 
Portada
Sobre Ron Ridenour
Artículos
Temas
Libros
Enlaces
Buscar
Contacto
 
Dansk
English
 
 

 

 

Dinamarca "tranquilo" a guerra
[08.02.06]

Declarando una guerra agresiva y pre-emptiva contra un estado no-agresiva es poco hecho, aun en eses tiempos de Época Permanente de Guerra. Solo uno de los gobiernos de ¨ la coalición ¨ haciendo guerra contra Irak ha ¨ declarado ¨ guerra y esto es Dinamarca. El estado anunció su determinación de atacar Irak el 21 de marzo de 2003. Este pequeño país declaró guerra por primera vez desde 1864 cuando declaró guerra contra Alemania.

El gobierno derechista de Anders Fogh Rasmussen logró una mayoría en el parlamento por su declaración de guerra: 61 por y 50 en contra con 68 quién rechazó a tomar una posición. Hoy, hay 500 tropas danesas ocupando Irak. Ellos han muerto por lo menos 13 iraquí y han participado en tortura con sus aliados británicos y yankees.

Dinamarca es un pequeño país (Cuba es dos y medio veces más grande) con solamente 5.3 milliónes de habitantes. Por muchos tuvo una reputación pacifico y tranquilo. El gobierno social democrático de Poul Nyrup Rasmussen quebró esta tradición cuando mandó tropas con sus aliados de la Unión Europea a la guerra en Bosnien en medio de los 1990, seguido con la guerra contra Serbia (1999), y luego, ¨ espaldilla a espaldilla ¨ con Bush, Nyrup Rasmussen mandó tropas y equipos militares a atacar Afganistán en octubre de 2001.

En su régimen de ocho años, el ¨ gobierno de los trabajadores ¨ redujó programas de bién estar y de desempleo a la vez que redujó los impuestos de empresas y ricos a 40%. Este modelo sigue con el actual gobierno neo-liberal.

El más grande y rico dueño y constructor de buques, A.P. Moller-Maersk, ha siempre sido un socio económico y político de Estados Unidos. Los buques del danés estaban usados contra el pueblo de Indonesia en los 1970s. Tres milliónes de gente eran matados por el gobierno militarista con el apoyo de EEUU. Su petróleo—el tiene los derechos al petróleo que Dinamarca posea en la mar de Norte y sin pagar impuestos—y sus buques ayudaba el gobierno apartheid de Africa del Sur.

Moller-Maersk quería la guerra contra Afganistán sabiendo que su amigo Bush estaba fermentando una guerra mayor contra petróleo rico Irak. El más rico capitalista danés (numero 82 más rico en el mundo) era el primero extranjero invitado a sentar en el Conejo de Relaciones Exteriores donde la política extranjera del capitalismo norteamericano está hecho.
Además de petróleo y gas, buques y transporte del mar, Moller-Maersk vende más de la mitad de alimentos en Dinamarca y muchos más mercancías.

Porque Dinamarca es una Nación en Guerra

El hecho de que tropas de EEUU liberó Dinamarca el fin de la Guerra Mundial Secunda; el hecho de que el capitalismo danés era reconstruido con dinero del Marshall Plan de EEUU con sus requisitos que Dinamarca acepta y transmita su imperialismo cultural; el hecho de que Moller-Maersk y otras firmas daneses, incluyendo un nuevo industria de armas, conectado con el hecho que Dinamarca entró en la Unión Europea, en 1972, donde el dominó de capitalismo dicta la política económica—todo eso son las razones principales porque Dinamarca ha convertido en una nación de guerra agresiva. Un factor social clave es la cultura pasiva de los daneses, que resulta en indiferencia.

Los gobiernos criminales de guerra de ambos los Social Democráticos—2001 contra Afganistán—y las derechistas de Fogh Rasmussen—2003 contra Irak—han actuados a despecho de su propia constitución, artículos 19 y 20, que prohíba el uso de guerra si el país no está atacado militarmente o si el ONU no ha declarado el uso de guerra. Ni uno de estos han ocurrido.

Oposición Popular

El movimiento de paz danés renació después de la guerra contra Vietnam cuando EEUU, con Dinamarca y los otros en la ¨ coalición ¨, atacó Afganistán.

Había miles en las calles durante el primer mes de guerra después de los ataques en New York y el Pentagon. Nuestros números bajaban hasta que era obvio que Bush empecerá la guerra contra Irak, pero una presencia contra-guerra ha sido mantenido diariamente en frente del edificio de gobierno-parlamento en Copenhague.

El 15 de febrero, 50.000 daneses estaban en las callas—parte de los 30 milliónes en el mundo—contra la guerra. Aunque no pudríamos evitar la guerra, ponemos las bases para un movimiento fuerte mundial contra guerra y la globalización de capital.

El día que el gobierno neo-liberal decidió a declarar guerra contra Irak, dos jóvenes activistas—Lars Grenaa y Rune Sorensen—entraban en el edificio del gobierno y echaban pintura ecológico roja (simbolizando sangre) por el ministro primero y el ministro del exterior. Fotos dramáticas tomadas de los medios presentes destellaban por el mundo.

Lars y Rune pasaron siete semanas en aislamiento. Fueron sancionados con multas de 40.000 US dólares, por daño hecho a los trajes y tapete.
Otra danesa valiente, Ulla Rodder, destruyó el 11 de marzo un azabache británico Tornado con puño limpio ejerciendo un martillo. El azabache no podía cumplir con la comisión en preparación ya contra iraquí. Ulla fue encarcelada y luego dejada libre debajo de caución. Ahora ella es una activista contra-guerra en tiempo completo en Dinamarca.

Aunque el movimiento contra-guerra y la izquierda somos pequeños, tenemos un impacto en los ciudadanos. La mayoría están en contra la guerra y quieren las tropas daneses retiradas. Sin embargo la gran mayoría no hacen nada. Entonces el gobierno no les toma en cuenta.

El partido Social democrático siempre vacilando no quiso la guerra contra Irak—contra Afganistán sí—pero después aceptaban su papel como
¨ pacificadores ¨ y ¨ reconstructores ¨. Ahora dicen que debieron retirarse de Irak este verano y enviarlos en cambio contra el pueblo afgani, con que el único partido izquierdista (muy chiquito) Enhedslisten está de acuerdo.
Cindy Sheehan de Dinamarca

El primer soldado danés matado por la resistencia en Irak, Bjarke Kirkmand, murió en noviembre 2005. El era el segundo soldado danés matado en Irak; el primero fue matado por sus propios colegas en una confusión.

Los padres de Bjarke, Johan y Kirsten, eran opuestos de la guerra pero no hicieron nada. Cuando murió su hijo, ellos juntaban con un grupo de activistas quién hemos hecho un caso en los cortes contra el gobierno por hacer una guerra criminal, y por ser responsable en el muerto del hijo de ellos.

Johan Kirkmand ha dedicado su tiempo a combatir la guerra y sus acciones han forzado la prensa, que siempre trató de ignorar las crimines de guerra del estado y de sus industrias, a cubrir nuestros argumentos y hechos de vez en cuando. Ese año será más caliente políticamente en Dinamarca.


(El periodista retirado nació en EEUU; trabajó en Cuba—1987-1996—y ha escrito varios libros, como ¨ El tiro por la culata ¨ Editorial José Martí, 1991)


Copyright © 2006-2012 Ronridenour.com